Tote Bag con foto transfer

Hace unas semanas os conté mi participación en el Intercambio Slow, pues hoy os voy a enseñar cómo hice la Tote Bag del gato. Está hecha con la técnica del foto transfer, lo que significa que es fácil, fácil de hacer.

Lo primero que hay que hacer es elegir la imagen que vamos a transferir, e imprimirla con tinta de tóner. La imagen del gato la encontré en Pinterest y me pareció preciosa para utilizarla en este proyecto. (Recordad pedir permiso y esas cosas de derechos de autor).

Para hacer una Tote Bag con foto transfer

Lavamos la bolsa de tela y la planchamos bien para quitarle todas las arrugas.

Preparamos la trasferencia recortando el sobrante de papel de la foto y poniendo una tabla de madera dentro de la bolsa para que la tela no se arrugue.

Cubrimos la imagen con el foto transfer. Después, la pegamos sobre la bolsa y le ponemos peso encima para que pegue bien. Lo dejamos secar un día.

Tote Bag con foto transfer

Retiramos el papel aplicando agua con un difusor y restregando con el dedo o un trapo. Siempre de dentro hacia fuera, hasta que aparezca el dibujo y se vea perfectamente.

Para que se vea la imagen correctamente y sin deteriorarla recomiendo dejar secar la tela. Si una vez seca, la imagen blanquea, es que aún queda papel por lo que hay que volver a humedecer y seguir frotando (sin apretar, no vayamos a liarla al final…).

Tote Bag con foto transfer

Para terminar, aplicamos una capa de foto transfer que proteja la imagen.

Tote Bag con foto transfer

Observaciones que hay que tener en cuenta: no planchar la imagen, con el calor se deteriora la imagen (se pega en la plancha). Lavar a mano, con el agua también se deteriora pero mi experiencia dice que aguanta más siempre y cuando no se frote la imagen.

3 comments

Deja un comentario